Paté de lentejas Pardinas

Este paté es exquisito. Se prepara rápido, rinde un montón y gusta mucho.

El secreto está en la lenteja y la pasta de sésamo. El resto depende del sabor que le quieras dar, si más suave, fuerte o picante. En este caso, yo lo hice para mi hija, así que opté por la opción más suave.

Al ser tan versátil, combina con todo. Es ideal para comer con grisines, sobre una rebanada de pan o en rellenos de tacos o crepes, sorrentinos, etc., solo depende de la textura que le des, para rellenar la consistencia debe ser más bien seca, para el resto más ligera.

Además, es una gran oportunidad para agregar la pasta de “sésamo o tahine”, alto en proteínas. Contiene mucho pero mucho calcio, también fósforo, magnesio, zinc, vitaminas E, A y del complejo B; es muy rico en ácidos grsos esenciales como el Omega 6 y 9, éstas grasas son necesarias para mantener la salud del sistema cardivascular y circulatorio.

Una sola cucharada de pasta de sésamo contiene cerca de 70 mg de calcio, un aporte muy elevado si se tiene en cuenta el poco volumen que posee; 100 g. de pasta de sésamo contienen 426 mg. de calcio mientras que 100 ml de leche de vaca aportan 120 mg. de este mineral.

Puedes incorporarlo en casi todas tus preparaciones, salsas, vinagretas, rellenos, batidos, etc, o comerlo untado en una rebanada de pan y miel.

Yo te recomiendo un tahine apenas tostado, no muy fuerte. El ideal para mí es este; ya que contiene solo semillas, sin ningún otro ingrediente. De todos los que probé, incluso ecológicos es el que mejor sabor tiene, combina con todas las preparaciones y su precio es justo.

Las lentejas te sugiero que las cocines tú, dejandolas en remojo la noche anterior, ya que te rendirá más, gastarás menos y producirás menos residuos. La variedad pardina me gusta mucho porque su sabor es mas fuerte y con algunos condimentos puedes lograr sabores irresistibles que te hacen olvidar de los patés convencionales a base de cárnicos!

Ingredientes:

1 taza de lentejas pardinas cocidas

1 cda colmada de pasta de sésamo (tahine)

1 diente de ajo

1 tomate disecado, hidratado en agua caliente

1 cda de jugo de limón

1 cdita comino

1 cdtia pimentón (de la Vera mejor)

1 cdita ajo en polvo

1 cdita cebolla en polvo

1 cdita de cilantro en polvo

1/2 cdita sal de mar

Pimienta negra recién molida

1 cda de aceite de oliva

Preparación:

Colocar todos los ingredientes en el vaso de la minipimer y triturar hasta conseguir una pasta homogenea y untuosa. De ser necesario agregar 3 cucharadas de agua, solo si llegara a quedar muy seco, (lo cual sería ideal para un relleno) pero para untar debe ser un poco más ligero. Coloca en un recipiente de vidrio, espolvorea un poco de pimentón por arriba y un hilo de aceite de oliva.

Lo puedes conservar en un bote de vidrio con cierre hermético en la parte más fría de la nevera por hasta 3 días.

Acompañalo con pan indú o tortilla para tacos.

Si te gustó la receta compártela y alegra el día de los que comen siempre lo mismo! 😉

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *