Falafel con salsa de yogur

El falafel, es una receta a base de garbanzos, los cuales son una excelente fuente de proteína vegetal, con hidratos de carbono de cadena larga que nos dan sensación de saciedad. Para comenzar a incluir legumbres en nuestros platos, siempre recomiendo que NO se combinen ni con carnes ni con patatas (como solemos hacerlo), ya que ésta combinación hace las digestiones más lentas y pesadas, provocando gases e inflamación intestinal. Y de comerlos enteros, en algunos casos, es mejor quitarles la piel, por la misma razón.

Por ello, es importante combinarlas con vegetales de hojas verdes y otras hortalizas.

Esta receta que me transporta a mi más tierna infancia, a esos sabores y perfumes que salían de la cocina de mi abuela.

El falafel es una de mis recetas preferidas. Es muy nutritiva, fácil de hacer y nadie se resiste a ellos!

Sin lugar a dudas es mi AS debajo de la manga cuando de comida para niños se trata. Es una excelente herramienta para incluir proteína vegetal de la mano de las legumbres.

 

falafel vegan

Falafel de Garbanzo con salsa de yogurt vegetal

INGREDIENTES

1 taza de garbanzos (en remojo desde la noche anterior)

20 gr. Cilantro

20 gr. Perejil

½ cebolla

2 dientes de ajo

Zumo de ½ limón

2 cdas. Tahine (pasta de sésamo)

½ cdita. Bicarbonato

1 cdita. de café de Comino

1 cdita. de café de ajo en polvo

1 cdita. de café de cebolla en polvo

Pizca de Guindilla o ají molido (opcional)

Salsa: 1 yogurt natural de soja no azucarado, 1 diente de ajo picado bien fino, menta seca triturada, 1 cda. tahine, 3 cucharadas de zumo de limón, sal y pimienta.

NGREDIENTES FALAFEL

PREPARACIÓN

Colocar en el vaso de la minipimer el cilantro, el perejil, la cebolla, el ajo, el zumo del limón, el tahine y los condimentos. Triturar hasta que quede una papilla. Aparte triturar el garbanzo bien escurrido, sin llegar a triturarlo del todo. Incorporar la papilla de cilantro, mezclar todo, salpimentar e incorporar el bicarbonato. Dejar reposar por unos 20 minutos. Formar bolas de unos 4 centímetros y aplastarlas un poco o si tienes la cuchara para falafel (como la de la foto) mejor aún, le darás mucho uso incluso para otras preparaciones. Se pueden cocinar en una sartén con un poquito de aceite o bien colocarlos en una bandeja, rociarlos con aceite y hornear 10 minutos aproximadamente de cada lado, hasta que se doren o a modo de antojo extra-crocante también se pueden freír hasta que estén dorados. De cualquier manera quedan riquísimos.

Para la salsa: mezclar todos los ingredientes y listo.

Servir los falafels calientes, acompañados de la salsa de yogurt sobre un colchón de hojas verdes y semillas de sésamo.

Disfruta y comparte!

Consejos: si a los garbanzos los dejas un día entero en remojo, cambiándole el agua un par de veces y luego los dejas escurriéndose, les saldrán unas pequeñas puntas blancas, esos son sus brotes! Quiere decir que te estarás comiendo un alimento vivo, en su máximo esplendor de nutrientes, lo que además los harán más digestivos.

Te recomiendo que elijas un Tahine o pasta de sésamo blanco ya que es más suave que el oscuro y se adapta bien a diferentes preparaciones sin invadir el sabor del ingrediente principal.

Si los acompañas con un pan tipo hindú o tortilla integral, obtendrás la proteína vegetal completa.

 

Si quieres más recetas como ésta suscríbete a https://www.veronicashaiq.com/ o sígueme en Facebook Veronica Shaiq Alimentación Coherente y recibe todas las semanas un nuevo recurso para cocinar rico, saludable y sostenible.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *